lunes, 10 de junio de 2013

Las 10 canciones más emblemáticas | Mylène Farmer

Seguramente todos recuerdan a Alizée, aquella adolescente francesa que bailaba muy sensualmente al ritmo de sus éxitos “J’en ai marre” y “Moi…Lolita”. Pues hoy les voy a hablar sobre su creadora y mentonara: Mylène Farmer. Tal vez a muchos mexicanos no les suene su nombre, pero del otro lado del atlántico, ella es una diva de multitudes, una leyenda musical, que con más de 30 millones de discos vendidos, es la cantante francesa más exitosa de todos los tiempos.
Mylène es una de esas cantantes que son muy exitosas en muchos países del mundo, pero que en México,  debido a la barrera del idioma son casi desconocidas. Y es que Mylène no les pide nada a las cantantes anglosajonas que tanto suenan, al contrario, su calidad musical, estética y creativa es superior, que incluso la misma Madonna, Lady Gaga y Kylie Minogue, se han visto claramente influenciadas y se han declarado públicamente fan de ella.
En Mylène podemos encontrar a una artista completa. Sus canciones, la mayoría de su autoría, son de letras ambiguas y poéticas, con excelentes arreglos y bien producidas. Ella suele recurrir a temás considerados tabú, donde la muerte, la religión y el sexo tienen un lugar privilegiado; sin embargo, para hablar sobre Mylène, también es necesario mencionar su grandes videoclips, al estilo cortometraje, que han sido un hito en la historia de los videos musicales. No podemos pasar de largo sus conciertos, grandes producciones que se han convertido en verdederos espectáculos teatrales. El lanzamiento de un álbum de Mylène Farmer en Francia es todo un acontecimiento social, por lo tanto, usualmente rómpe récords en ventas de cds, dvds y entradas de conciertos.
El éxito de Mylène tal vez se debe, a que ha logrado crear junto con Laurent Boutonnat, un universo particular, lleno de misterio y melancolía. Ella muy rara vez concede entrevistas, no hace apariciones públicas y no recibe premios que no sean votados por el público.

Ahora es mi turno de presentarles las diez canciones más emblemáticas de Mylène Farmer. Esta tarea no es nada fácil, sobre todo si se trata de una carrera musical de 29 años, en los cuales ha logrado 50 sencillos dentro de las primeras posiciones del top francés (13 de ellos han sido #1). Es por esta razón que decidí poner solo una canción por álbum, la que yo considero la más emblemática de cada uno de sus discos.

“À l’ombre”
El lugar n°10 en la lista lo ocupa uno de sus más recientes sencillos,  es el primer sencillo, el primero de su noveno álbum de estudio “Monkey Me” de 2012. El sencillo alcanzó la primera posición del top francés.
“À l’ombre” contiene una melodía electro-pop, muy similar a la linea que ha seguido Mylène desde su álbum “Point de Suture”. Esta canción, sin ser una obra cumbre en su carrera, cumple con el objetivo de mostrar el universo extraño y perturbador de Mylène Farmer.
El clip contiene escenas de transfiguracion creadas por el artista Olivier de la Sagazan. El resultado del video es inquietante, pues hace un elogio a la locura. Se juega también con las apariencias y los temores.


Dégénération
Es el primer sencillo de su álbum “Point de Suture” en 2008. La canción marca un cambio importante en la carrera musical de Mylène, y logró ser un éxito en ventas al lograr la posición #1 en Francia.
La música contiene sonoridades eléctrónicas y tecnos, y la letra parece jugar con la melodia. La intensión de su texto, breve y repetitivo, es sacudir el aburrimiento para encontrar de nuevo el deseo. Promueve también la sexualidad para restablecer el apetito por la vida. El título de la canción hace referencia a su canción “Désenchantée” al mencionar varias veces la palabra “Génération”.
El video musical, dirigido por Bruno Aveillan, es en realidad un extracto de un cortometraje titulado “The Farmer Project”, al que se le une la canción “Si j’avais au moins…”, y que se descubriría por completo al estrenarse esta canción como sencillo. El clip está inspirado en filmes como “El quinto elemento” y “El perfume”. Se muestra una orgía controlada por un ser sobrenatural, interpretado por Mylène. Contiene escenas sexuales muy explícitas por lo que fue prohibido de la televisión francesa por al menos 10 años. 

 

“Oui mais…non”
Esta canción de 2010, primer extracto de su álbum “Bleu Noir”, representa un paréntesis en la carrera de Mylène, a diferencia de sus sencillos anteriores, fue compuesto por Red One y no por Laurent Boutonnat. Este sencillo bailable vino a refrescar la carrera de Mylène, siendo muy diferente a las melodías que nos tenía acostumbrados. La canción le concedio a Mylène tener de nuevo un verdadero gran éxito por todo europa despues de varios años, pues permaneció en la posición #1 del top francés por tres semanas consecutivas e incluso cantantes como Lady Gaga y Kylie Minogue declararon públicamente que amaban la canción.


“Fuck Them All”
“Que se jodan todos” es la canción que sirvió para presentar su álbum “Avant que l’ombre” en 2005. El sencillo alcanzó éxito en Francia al alcanzar la posición #2 del top francés.
La canción combina elementos de la música pop con guitarra acústica, ritmos electrónicos y sintenizadores, con un destacado puente músical al estilo rap. La letra al igual que XXL de 1995, es un himno feminista. Habla sobre el lugar que han tenido las mujeres en la historia, y el título hace referencia a la cobardía de los hombres. Mylène invierte los papeles hombre-mujer, pues presenta a las mujeres como guerreras, y recuerda que todos los grandes hombres tenían de su lado a una mujer que los apoyaba y asesoraba. También cita a María, madre de Jesucristo, símbolo del martirio y sacrificio. En el estribillo aconseja a las mujeres rebeldes a tomar las armas.
El videoclip es una verdadera obra de arte, retornan muchos elementos característicos del universo de Mylène: Los espacios en la nieve (Tristana, Desenchantée), Los caballos (Pourvu qu’elles soient douces, Pardonne Moi), La presencia de dos Mylène (California, L’ame-stram gram), Los cuervos (Libertine, Sans Logique), lo que lo hace ser uno de los más complejos y ricos en simbolismos de toda la carrera de Mylène. Las interpretaciones son múltiples: El personaje con el pelo largo pareciera ser el espíritu de la venganza que vuelve a la escena de sufrimiento y muerte; por lo tanto el personaje con el pelo costo corresponde a flashbacks. Esta última recuerda a la Mylène de “Desenchantée”, incluso pudiese ser una secuela de dicho videoclip.


“C’est un belle journée”
Es el segundo sencillo de su primer álbum recopilatorio “Les Mots”, el disco de grandes éxitos en francés más vendido de todos los tiempos. La canción, lanzada en 2002, fue un  gran éxito al igual que su sencillo predecesor (Les Mots) y permaneció en el top francés por varios meses.
La letra de la canción, escrita originalmente para Alizée, habla sobre el suicidio. El estribillo original decía “"C'est une belle journée, je vais me tuer” (Es un bello día, me voy a matar) pero tuvo que ser reemplazado a “C’est un belle journée, je vais me coucher” (Es un bello día, me voy a acostar), debido a que se podía tomar como una incitación al suicidio por personas vulnerables. Esta canción trata sobre "la irresistible necesidad de ver el lado malo de las cosas, al contrario de la mayoría de la gente", al igual que “Je t’aime melancolie” (1991) tiene sonidos alegres pero con un tema sobrio, donde la muerte y la religión están presentes. La canción es un llamado al sacrificio, a dejar ir, a huir a un mundo de paz espiritual y física.
El video musical, dirigido por Benoît Di Sabatino, fue producido como una película de dibujos animados. Según algunos análisis, el video hace hincapié en la melancolía y la nostalgia. En este contexto, el árbol muerto podría ilustrar la belleza marchita del mundo, la araña sería la personificación de pensamientos negros de Mylène, mientras que las obejas representarían sus sueños perdidos y una profunda desilusión. Las manos del reloj dando vueltas rápidamente ilustra la diferencia de tiempo entre el tiempo físico y mental. En cuanto a la niña, ella representaría Farmer cuando era más joven y desenfadada. Sin embargo, las últimas palabras dejan un soplo de esperanza.


“Ainsi soit je…”
Tras el enorme suceso de “Sans contrefaçon”, Mylène decidió lanzar “Ainsi soit je…” como segundo sencillo del álbum del mismo nombre en 1988, acompañando al mismo tiempo la salida del álbum. Es considerado como la primera balada de la cantante.
El título de la canción se refiere al “Amén” en las oraciones cristianas, o “Ainsi soit-il” en francés, sin embargo Mylène cambia el “il” por “Je” personificando la frase. Mylène revela en la letra su soledad, su dolor de vivir y su gran lucidez, y trata el tema del existencialismo; esto sugiere que la única religión del personaje es la desesperación y la tristeza. En la letra ella habla con alguien, a quien le advierte sobre su propia soledad. También utiliza palabras que utilizaría a lo largo de su carrera para demostrar su nostalgia: Frío, invierno, tiempo. Las notas altas de la melodía hacen que la nostalgia persista en toda la canción.
El video, dirigido por Laurent Boutonnat, es un homenaje a Bambi, la película de Disney preferida de Mylène, este clip también fue en esa época su favorito. El video es muy sigular entre los videos de esa etapa de Mylène, ya que no tiene una historia particular, y puede evocar el cliclo de vida. El clip es a la vez simple y técnicamente impecable. Luces, movimientos de cámara de cine, encuadre, todo funciona para la cración de una atmósfera de tristeza y melancolía expresada a través de la melodia.


“Je te rends ton amour”
Esta canción de 1999, es el segundo sencillo del álbum “Innamoramento” y es la preferida de Mylene.  “Je te rends ton amour” se convirtió en otro hit en su carrera, y ganó atención mediatica debido a su polémico videoclip.
La letra contiene varias referencias sobre la pintura, como el austriaco Egon Schiele, referenciado en el estribillo, que durante su vida pintó muchas mujeres pelirrojas similares a Mylène. Su pintura “Femme nue debout” se mensiona en el coro. El pintón francés Paul Gauguin también es citado en la letra.  La canción trata sobre un amor demasiado pesado para sostenerlo como el peso que le da un artista a su obra.
El clip dirigido por Francois Hanns y escrito por la misma Mylène, causó gran controversia en Francia, debido a sus escenas de desnudos, sangre, y su aparente crítica al cristianismo y de la iglesia, por lo que fue censurado por muchas cadenas de televisión. El video contiene una gran cantidad de simbolismos, con una gran estética e imágenes impactantes, con diferentes interpretaciones posibles.  La sangre podría representar sucesivamente, la santidad, la pérdida de la virginidad, la deshonra. Poco a poco en el video, Mylène pierde su pureza original. Los estigmas se refieren a la idea de dolor subsiguiente a partir de la condición humana. La Biblia, un símbolo del pensamiento dogmático, evoca la noción de prohibido. Cuando Mylène la quiere descifrar con los dedos, es castigado por tratar de acceder a un conocimiento reservado a una élite (la imagen se refiere a Eva y la serpiente). 



“California”
Es el tercer sencillo de su álbum “Anamorphosée” de 1995. La canción es una de las más emblemáticas en la carrera de Mylène Farmer, es uno de los mayores éxitos de todos los tiempos en Rusia, y desde su lanzamiento, ha sido incluída en todas las giras de Mylène Farmer.
La canción, al igual que el álbum, es un gran homenaje a Califonia y a los Estados Unidos, pues es ahí donde Mylène vivió su exilio de Francia después el fracaso comercial de su película Giorgino, y su separación de Laurent Boutonnat. La canción marca una etapa en la vida de Mylene. Ella se refirió a su deseo de vivir en Estados unidos para hacer un nuevo comienzo en su vida. Las letras juegan con anglicismos, sonidos y onomatopeyas. Contiene un lenguaje muy elegante, donde los juegos de palabras y letras en francés y en inglés hacen un homenaje a California. También incluye referencias literarias, por ejemplo, “"la nuit et Vienne Sonne l'heure et moi je meurs / Entre apathie pesanteur et où je demeure" alude al poema francés Le Pont Mirabeau, de Guillaume Apollinaire.  “California” es el símbolo del renacimiento por medio del exilio.
El video, dirigido por el director estadounidense Abel Ferrara, es uno de los más caros de la historia con un costo de $1,024,676. En el clip aparecen prostitutas de verdad, Mylène interpreta a una de ellas. Al finalizar el videoclip Mylène declaró "Libertad, para mí, puede ser una perra que se prostituye en Hollywood Boulevard (...) Todos tenemos un lado vulgar en nosotros que reprimir. El sexo es una parte integral de nuestras vidas”.

Mylene Farmer.- California from Juan Mt. Lejarza on Vimeo.

“Libertine”
“Yo yo soy Libertina, soy una ramera…” Esta es la frase con la que Mylène Farmer logró su primer gran éxito en Francia. “Libertine” es el tercer sencillo de su primer álbum “Cendres de Lune” de 1986. Es particularmente conocido por su gran video musical, producido como un cortometraje, que contiene escenas sexuales explícitas.
Libertine es una de las pocas canciones interpretadas por Mylène que no fueron escritas por ella, contiene muchas referencias explícitas a la sexualidad. El video, dirigido por Laurent Boutonnat, fue el primero cuya longitud era tan largo (10:53). El personaje encarna las ideas liberales del siglo XVIII, a las orillas del vicio y la pérdida de si mismo, con la participación de prácticas extremas como la relación sadomasoquista con el hombre. Debido a este gran videoclip, Mylène se ganó el estatus de estrella en Francia, sin embargo, muchas televisoras se negaron a pasar la versión completa, eliminando las escenas de sexo y violencia.


“Désenchantée”
Definitivamente la canción más emblemática de la carrera de Mylène Farmer es “Désenchantée”, aquel hit mundial de 1991. La canción es el primer sencillo de su mítico álbum “L’autre...”, el tercero más vendido en la historia de Francia. El sencillo fue tan exitoso que logró permanecer durante 9 semanas en la primera posición del Chart francés, es una de las canciones francesas más representativas en el mundo y se ha convertido en todo un himno generacional.
La canción surge en un momento donde muchas manifestaciones estaban siendo organizadas por los estudiantes de toda Francia para protestar contra su situación, y la Guerra del Golfo estaba en su apogeo. La letra pesimista de la canción hace eco de los sentimientos hacia los acontecimientos en todo el mundo y sin duda contribuyeron a su éxito. Mylène expresa su gran lucidaez sobre lo absurdo del mundo y trata sobre temas relacionados con el existencialismo.
El video, uno de los más costosos y largos de su época, nos muestra lo que parece ser un campo de concentración donde las personas son sometidas a trabajos forzados por los guardias. La canción encaja a la perfección con el fondo visual. Tiene una historia triste con un final ambiguo que permite varias interpretaciones, y trata el tema del mesianismo, donde Mylène representa simbólicamente el espíritu de la libertad.



Por Braulio / @moibraulio


3 comentarios:

  1. Me surge la duda, si su forma de generar controversia es mero marketing, o realmente va encaminada a una reflexión y confrontación; para ser (en la medida de lo posible) realistas ante nuestra condición humana.

    ResponderEliminar
  2. En mayor parte es el marketing , te contesté despues de dos años jeje

    ResponderEliminar
  3. Muy buen análisis de sus canciones, excelente pagina.

    ResponderEliminar